miércoles, 14 de enero de 2015

El programa Head Start podría ayudar a luchar contra la obesidad infantil

El programa Head Start podría ayudar a luchar contra la obesidad infantil, según un estudio

Imagen de noticias HealthDay

La pérdida de peso en los años preescolares se atribuye al énfasis sobre la alimentación, el ejercicio y la estructura

Traducido del inglés: martes, 13 de enero, 2015
Imagen de noticias HealthDay
Tema relacionado en MedlinePlus

Obesidad en niños

LUNES, 12 de enero de 2015 (HealthDay News) -- La preparación para la escuela no es el único beneficio que los niños pequeños pueden obtener de Head Start. Un nuevo estudio halla que los niños que participan en el programa preescolar de EE. UU. tienen un peso más sano en kindergarten que los niños de edad similar que no están en el programa.

En el primer año en Head Start, los niños obesos y con sobrepeso perdieron peso con mayor rapidez que dos grupos de comparación de niños que no estaban en el programa, hallaron los investigadores. De forma similar, los niños con un peso demasiado bajo aumentaron la masa muscular más rápidamente.

"Participar en el Head Start podría ser una estrategia efectiva y de amplio alcance para la prevención y el tratamiento de la obesidad en los niños en edad preescolar estadounidenses", dijo la investigadora principal, la Dra. Julie Lumeng, profesora asociada del Centro de Crecimiento y Desarrollo Humano de la Universidad de Michigan.

El programa Head Start, financiado por el gobierno federal, es gratis para los niños de 3 a 5 años que viven en la pobreza, y les ayuda a prepararse para el kindergarten. El programa está diseñado para crear relaciones familiares estables, mejorar el bienestar físico y emocional de los niños y desarrollar unas fuertes habilidades de aprendizaje.

Los beneficios para la salud, incluyendo la pérdida de peso, parecen ser una consecuencia del programa, dijo el Dr. David Katz, director del Centro de Investigación y Prevención de la Universidad de Yale.

"Este estudio sugiere, y esto es importante, que algunas de las mejores estrategias para controlar el peso y promover la salud podrían tener poco que ver directamente con ambas", dijo Katz, que no participó en el estudio.

Head Start podría aportar una rutina estructurada y supervisada de la que se carece en casa, sugirió Katz. "Quizá el programa fomente mejor la salud mental en los niños, lo que a su vez lleva a comer mejor", dijo.

"Independientemente de cuáles sean los mecanismos exactos, al fomentar el bienestar de un modo, tendemos a fomentarlo de otros modos, incluso sin proponérnoslo", señaló Katz. "La esencia de este estudio es la naturaleza holística de la salud social, psicológica y física".

Casi una cuarta parte de los niños con edad preescolar en Estados Unidos tienen sobrepeso u obesidad, y las tasas de obesidad de los que participan en Head Start son más altas que los estimados a nivel nacional, indicaron los autores del estudio. Dado que la obesidad en la infancia tiende a continuar hasta la adultez, a los expertos les preocupa que estos niños estén en riesgo de problemas futuros de salud.

Para realizar el estudio, el equipo de Lumeng recogió los datos de más de 43,700 niños en edad preescolar de Michigan entre 2005 y 2013. Más de 19,000 participaban en Head Start. La información del resto (5,400 de los cuales estaban en Medicaid, el programa de seguro financiado con dinero público para los pobres) provino de dos grupos de atención sanitaria primaria. No se indicó si estos niños participaban en otro programa preescolar.

Al inicio del estudio, aproximadamente un tercio de los niños que estaban en Head Start eran obesos o tenían sobrepeso, frente al 27 por ciento de los que estaban en Medicaid y menos del 20 por ciento de los niños que no estaban en Medicaid.

"Aunque los niños del grupo de Head Start empezaron el periodo de observación siendo más obesos, con el mismo sobrepeso, y con menor peso del normal que los niños de los grupos de comparación, al final del periodo de observación los niños que inicialmente estaban obesos y tenían sobrepeso de Head Start tenían notablemente menos obesidad y sobrepeso que los niños de los grupos de comparación", escribieron los autores.

Lumeng dijo que el énfasis en la buena nutrición y el ejercicio podría explicar parcialmente la ventaja percibida en Head Start.

"Los programas de Head Start deben adherirse a unas directrices dietéticas específicas", dijo. "Quizá sirvan a los niños comidas más saludables en Head Start que a los otros niños".

Además, Head Start requiere una cierta cantidad de juego activo al día, dijo Lumeng. "Así, los niños que atienden a Head Start podrían tener más oportunidades de realizar actividad física que otros", explicó.

La rutina diaria podría traducirse en menos tiempo delante de la televisión y unos horarios de sueño más regulares, señaló. "Sabemos que dormir mejor está relacionado con menos obesidad", añadió.

"[También] podría ser que cuando los niños van a Head Start, se reduce el estrés en casa y se libera tiempo y recursos en casa para dedicarlos a unos patrones de alimentación más sanos", indicó.

El informe aparece en la edición en línea del 12 de enero de la revista Pediatrics.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare
FUENTES: Julie Lumeng, M.D., associate professor, University of Michigan Center for Human Growth and Development, Ann Arbor, Mich.; David Katz, M.D., M.P.H., director, Yale University Prevention Research Center, New Haven, Conn.; February 2015 Pediatrics

Publicado en: HealthDay
(c) Derechos de autor 2015, HealthDay

lunes, 5 de enero de 2015

TDAH: guía para padres sobre medicamentos



¿Es difícil que su hijo se esté quieto? ¿Su hijo actúa sin pensar primero? ¿Empieza por hacer algo y no lo termina? Si es así, es posible que padezca del trastorno de déficit de atención e hiperactividad (TDAH). Casi todas las personas a veces muestran algunas de estas conductas, pero el TDAH persiste más de 6 meses y causa problemas en la escuela, el hogar y en circunstancias de carácter social.

El TDAH es más común entre los niños que entre las niñas y afecta entre el 3 y el 5% de los niños en los Estados Unidos.

Las principales características del TDAH son:

  • Falta de atención
  • Hiperactividad
  • Impulsivida

No se sabe exactamente cuál es la causa del TDAH. Existe una tendencia familiar, de modo que puede haber factores genéticos. Algunos factores ambientales también pueden influir.

Una evaluación completa realizada por un profesional capacitado es la única manera de saber con seguridad si su hijo padece de TDAH. El tratamiento puede incluir medicinas para controlar los síntomas, terapia o una combinación de ambos. La estructura del hogar y la escuela también son importantes. El entrenamiento para los padres también puede ayudar.

Descargar guía para padres

NIH: Instituto Nacional de la Salud Mental
Fuente: Asociación Psiquiátrica Americana, Academia Estadounidense de Psiquiatría del Niño y del Adolescente - PDF



MedlinePlus Información de salud para usted

martes, 23 de diciembre de 2014

Consejos de seguridad y de la salud mental para las fiestas de fin de año




Las fiestas de fin de año son una época muy emocionante para los niños y para ayudarle a que tengan una temporada segura, la American Academy of Pediatrics (AAP) le brinda aquí algunos consejos.

Árboles navideños

  • Cuando adquiere un árbol artificial, busque que la etiqueta indique que es “resistente al fuego”.
  • Cuando adquiera un árbol natural, verifique que esté recién cortado. Un árbol recién cortado es de color verde, las hojas son difíciles de arrancar de las ramas y no se quiebran cuando las dobla entre los dedos. La parte inferior del tronco de un árbol recién cortado (por donde se taló) está pegajosa por la resina, y cuando se golpea el árbol sobre el piso no deben caerse muchas hojas.
  • Cuando traiga un árbol a su hogar, colóquelo lejos de chimeneas, radiadores o calentadores portátiles. Coloque el árbol de tal forma que no obstruya los lugares por donde camina, y no bloquee las entradas.
  • Corte algunas pulgadas (unos 5 centímetros o más) del tronco del árbol para exponer la madera fresca. Esto permite mejor absorción de agua y ayudará a evitar que su árbol se seque y se convierta en un peligro de incendio.
  • Asegúrese de mantener lleno el depósito de agua del soporte porque las habitaciones con calefacción pueden secar los árboles naturales con rapidez.

Luces

  • Revise todas las luces para árbol, incluso si las acaba de adquirir, antes de ponerlas en su árbol. Asegúrese de que todas las bombillas funcionen y de que no haya alambres rotos o descubiertos, portalámparas rotos o conexiones sueltas.
  • Nunca use luces eléctricas sobre un árbol metálico. El árbol puede quedar cargado con electricidad por luces defectuosas y una persona que toque una rama podría electrocutarse.
  • Algunos cables de luces contienen plomo en la base de la bombilla y en el alambre para revestimiento y a veces en grandes cantidades. Asegúrese de que sus luces estén fuera del alcance de niños pequeños que podrían llevárselas a la boca; y lave sus manos después de manipularlas.
  • Antes de usar luces en exteriores, revise las etiquetas a fin de asegurarse de que estén certificadas para uso en exteriores. Para mantener las luces en su lugar, use ganchos o grapas aisladas, no clavos ni tachuelas. Nunca jale las luces para quitarlas.
  • Conecte en circuitos todos los adornos eléctricos para uso en exteriores con interruptores de circuito conectados a tierra con el fin de evitar posibles descargas eléctricas.
  • Apague todas las luces cuando vaya a acostarse o a salir de su hogar. Las luces podrían tener un cortocircuito y empezar un incendio.

Adornos

  • Sólo use materiales no combustibles o resistentes a las llamas para adornar un árbol. Elija oropel o carámbanos artificiales de plástico o metales sin plomo.
  • Nunca use velas encendidas en un árbol o cerca de otros árboles de hoja perenne. Siempre use portavelas resistentes al fuego, y coloque las velas donde no se les pueda derribar.
  • En hogares donde hay niños pequeños, tenga especial cuidado de: evitar adornos afilados, puntiagudos o que puedan romperse; mantener fuera del alcance de los niños los adornos que tengan partes pequeñas que se puedan quitar, a fin de evitar que se traguen o inhalen las piezas pequeñas  evitar adornos que tengan aspecto de dulce o alimento que puedan tentar a un niño de corta edad a comerlos.
  • Use gafas protectoras y guantes para evitar irritación de los ojos y de la piel mientras decora con lana de vidrio “pelo de ángel". Para evitar irritación de los pulmones mientras decora con nieve artificial en aerosol, siga al pie de la letra las instrucciones que vienen en el recipiente.
  • Después de que se abran los regalos, quite de las áreas del árbol y de la chimenea todas las envolturas de papel, bolsas, papel, cintas y lazos. Estos artículos pueden plantear peligros de asfixia para un niño pequeño, o causar un incendio si están cerca de una llama.
  • Mantenga plantas decorativas que pueden ser tóxicas fuera del alance de los niños, incluyendo: bayas de muérdago, bayas o tomatito de Jerusalén y bayas de acebo.

Seguridad de los juguetes

  • Seleccione juguetes idóneos para la edad, las habilidades y el interés del niño para el cual están destinados. Los juguetes demasiado avanzados pueden plantear peligros de seguridad para niños de más corta edad.
  • Antes de comprar un juguete o de permitir a su hijo que juegue con un juguete que ha recibido como regalo, lea detenidamente las instrucciones.
  • Para prevenir tanto quemaduras como descargas eléctricas, no dé a niños de corta edad (de menos de 10 años) un juguete que deba conectarse a una toma de corriente eléctrica. En lugar de eso, adquiera juguetes que funcionan con pilas.
  • Los niños pequeños se pueden asfixiar con partes pequeñas contenidas en juguetes o juegos.
  • Los reglamentos gubernamentales estadounidenses especifican que los juguetes para menores de tres años no pueden tener partes de menos de 3.2 cm (1 1/4 pulgadas) de diámetro y 5.7 cm (2 1/4 pulgadas) de largo.
  • Los niños se pueden enfermar gravemente del estómago o tener problemas intestinales – incluso la muerte – después de tragar pilas tipo botón o imanes. Fuera de los juguetes, las pilas tipo botón suelen usarse con frecuencia en tarjetas musicales de felicitación, controles remotos, audífonos y otros electrodomésticos pequeños. Imanes pequeños y de gran poder se encuentran en muchos hogares en juegos de construcción para niños. Mantenga las pilas tipo botón y los imanes fuera del alcance de los niños de corta edad y llame de inmediato a su proveedor de atención médica si su hijo ha tragado uno de estos.
  • Los niños se pueden asfixiar con globos no inflados o rotos; no permita que los niños menores de 8 años jueguen con ellos.
  • Quite las etiquetas, cordones y los lazos de los juguetes antes de dárselos a niños de corta edad.
  • Vigile los juguetes para jalar que tengan cuerdas de más de 30.5 cm (12 pulgadas) de largo. Podrían ser un peligro de estrangulación para los bebés.
  • Los padres deben guardar los juguetes en un lugar designado, como en un estante o en un baúl para juguetes y mantener los juguetes de niños mayores fuera del alcance de los niños pequeños.

Seguridad de los alimentos

  • Suele haber bacterias en los alimentos crudos. Cocine totalmente las carnes de res, cerdo y ave, y lave meticulosamente las verduras y las frutas crudas.
  • Asegúrese de mantener los líquidos y alimentos calientes lejos de los bordes de mesas de cocina y de comedor, donde las manos exploradoras de un niño de corta edad pueden volcarlos fácilmente. Asegúrese de que los niños pequeños no puedan tener acceso a hornos de microondas.
  • Lávese las manos con frecuencia, y asegúrese de que sus hijos hagan lo mismo.
  • Nunca vuelva a meter a la comida una cuchara que haya usado para probarla; lave antes la cuchara.
  • Siempre mantenga separados los alimentos crudos de los cocidos, y use utensilios separados cuando los prepare.
  • Siempre deshiele la carne en el refrigerador, nunca sobre la mesa de la cocina.
  • Los alimentos que requieren refrigeración nunca deben dejarse a temperatura ambiente durante más de dos horas.                  

Consejos para la salud mental durante las fiestas de fin de año

  • Cuide su bienestar. Así como lo anuncian en un avión: “en caso de una emergencia, póngase su propia máscara de oxígeno primero y después ayude a los niños que viajan con usted a ponérselas”. Los niños responden al tono emocional de los adultos importantes en su vida, así que si controla sus emociones con eficacia, ayuda a sus niños a controlar mejor la suyas también.
  • Haga planes para concentrarse en una cosa a la vez. Intente estrategias para mantenerse "atento" para conseguir un equilibrio entra la prisa y el alboroto de las cosas como ir de compras, cocinar, y las reuniones de la familia durante los días de fiesta: deténgase y preste atención a lo que está sucediendo en el momento, enfoque su atención en una cosa, percátese de cómo se está sintiendo en ese momento, evite emitir juicios de inmediato y descubra lo que les está brindando la experiencia.
  • De algo a los demás. Inicie una nueva tradición para los días festivos dando algo de su tiempo a las familias menos favorecidas, por ejemplo, si su niño tiene la edad suficiente, exhórtelo a que se ofrezca voluntariamente a servir una comida el día de fiesta en un banco de alimentos o en un refugio de su comunidad. Ayude a su niño a escribir una carta a los miembros de las fuerzas armadas estacionados en el extranjero que no podrán estar en sus hogares con su propia familia durante los festivos.
  • Mantenga las mismas rutinas. Aténgase lo más que pueda a los horarios habituales para las comidas y para ir a dormir para reducir el estrés y ayudar a que su niño disfrute más de los días festivos.
  • Mantenga las reglas de su hogar en efecto. ¡Los adultos tienen que continuar pagando las cuentas y los niños tienen que cepillarse los dientes antes de ir a dormir!
  • Enseñe a sus niños las cosas que deben saber para estar preparados para las fiestas con semanas o meses de anticipación. Por ejemplo, si usted planea tener una cena formal, sentados a la mesa, practique por anticipado haciendo una cena formal cada domingo en la noche. 
  • No se sienta obligado a gastar más de la cuenta.  Haga planes para comprar uno o dos regalos en vez de comprarlo todo. Ayude a su niño a hacer su propio regalo para su padre o madre, los abuelos, o para otros adultos y amigos importantes. Lo más probable es que estos regalos sean los más apreciados y le enseñarán a su niño muchas cosas importantes que no se puede comprar con los regalos de un almacén.
  • Lo más importante de todo es que disfruten las fiestas de fin de año y lo que realmente significan, una temporada especial para pasar con la familia. Ya sea que se reuna en familia para hacer cosas como deslizarse en trineos o para jugar a juegos de mesa, o para visitar parientes, vecinos y amigos.
Fuente: 
healthy children:  desarrollado por pediatras.  Respaldado por los padres.

lunes, 22 de diciembre de 2014

Power Brain

BRAIN POWER: From Neurons to Networks


Es la tercera película de la nube de la serie "Let it Ripple: Mobile Films for Global Change". Están disponibles para la personalización libre para cualquier organización sin fines de lucro que trabaje para hacer una diferencia en el mundo.

Para solicitar una versión personalizada gratuita de esta película por favor escriba a jesse@letitripple.org o visite www.letitripple.org para más información.

Check out the #TEDBook that accompanies this film. Info at: http://www.letitripple.org


La obesidad y la depresión a menudo van de la mano, según un estudio

La naturaleza de la conexión no está clara, pero ambas afecciones pueden tratarse, afirman los expertos

Imagen de noticias HealthDay

La depresión y la obesidad tienden a ir de la mano, informaron las autoridades sanitarias de EE. UU.

La combinación era tan habitual que el 43 por ciento de los adultos con depresión también eran obesos, según el informe. La asociación fue incluso más prevalente para las personas que toman antidepresivos: el 55 por ciento de estos pacientes también eran obesos.

La autora del reporte, Laura Pratt, epidemióloga del Centro Nacional de Estadísticas de Salud de EE. UU., no pudo explicar por qué o de qué modo la obesidad y la depresión aparecen relacionadas tan a menudo.

“Solamente estamos describiendo la relación, pero no tenemos todavía ningún dato que nos permita responder al porqué”, dijo.

Los investigadores sí saben que a medida que aumenta la gravedad de la depresión, también aumentan las probabilidades de ser obeso, dijo Pratt. Sin embargo, el estudio no probó que hubiera causalidad.

Además, el sexo y la raza influían en la conexión entre la obesidad y la depresión. Según el informe, las mujeres que sufrían de depresión tenían más probabilidades de ser obesas que las mujeres que no estaban deprimidas, independientemente del grupo de edad.

Además, un número mayor de mujeres blancas que sufrían de depresión eran obesas que las mujeres blancas con un peso normal. Esta relación no se observó en las mujeres negras ni en las de origen mexicano, hallaron los investigadores.

Tony Tang, profesor adjunto en el departamento de psicología de la Universidad de Pensilvania, ofreció algunas teorías sobre la conexión.

“Tanto la depresión como la obesidad tienen un impacto en muchos aspectos de la vida, y su relación es naturalmente compleja. Algunas de las conexiones son obvias: La obesidad puede provocar una autoestima baja, el aislamiento social y problemas de salud estresantes. Todas estas cosas pueden provocar una depresión. La depresión puede llevar a algunos pacientes a darse atracones de comida y a volverse obesos”, dijo.

La relación es bidireccional, indicó Tang. “Muchos aspectos del estilo de vida moderno pueden provocar tanto depresión como obesidad”, dijo.

Por ejemplo, muchas personas pasan horas viendo la televisión en casa a solas, jugando videojuegos, mirando porno en internet o conduciendo para ir al trabajo, actividades en las que no se queman calorías. Estas actividades también aíslan a las personas, dijo Tang.

“El aislamiento social es el factor de riesgo más importante de depresión, porque el respaldo social puede proteger a las personas de otros factores de riesgo de depresión dañinos”, indicó.

Otro vínculo habitual podría ser la dieta, señaló Tang. Comer en exceso y los hábitos alimentarios malsanos pueden aumentar las probabilidades de depresión y obesidad, dijo.

Los medicamentos para la depresión podrían jugar un papel, dijo Tang. “Se sabe que unos pocos antidepresivos populares, como Paxil, provocan aumentos en el peso. Wellbutrin, un tipo distinto de antidepresivo, podría ayudar en la pérdida de peso”, dijo.

Simon Rego, director de entrenamiento en psicología del Centro Médico Montefiore y del Colegio de Medicina Albert Einstein en la ciudad de Nueva York, afirmó que la psicoterapia puede resultar útil.

“En concreto, la terapia conductual, que normalmente enfatiza la activación conductual, podría ser particularmente útil aquí, ya que un componente de la terapia está diseñado para afrontar la inercia al hacer que los pacientes empiecen a programar y a aumentar poco a poco su nivel de actividad, lo que en teoría llevaría a un aumento de sus probabilidades tanto de mejorar su estado de ánimo como de perder peso”, señaló Rego.

Tang añadió que “llevar un estilo de vida más sano, comer alimentos saludables, beber solamente con moderación, pasar menos tiempo delante de la televisión y en internet, y pasar más tiempo haciendo ejercicio puede ayudar a evitar tanto la depresión como la obesidad”.

Fuente: MedlinePlus
Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare
FUENTES: Laura Pratt, Ph.D., epidemiologist, National Center for Health Statistics, U.S. Centers for Disease Control and Prevention; Tony Tang, Ph.D., adjunct professor, department of psychology, University of Pennsylvania, Philadelphia; Simon Rego, Psy.D., director of psychology training, Montefiore Medical Center/Albert Einstein College of Medicine, New York City; Oct. 16, 2104, report, Depression and Obesity in the U.S. Adult Household Population, 2005-2010

HealthDay
(c) Derechos de autor 2014, HealthDay

Un viaje a la Psique Humana

Escribe WILLIAM J. KOLE

AniversarioFreud

Aniversario Freud

VIENA-. En el Café Freud, un pintoresco bar a dos cuadras del departamento donde Sigmund Freud buceó en la psiquis humana, un cartel conocido en el mundo entero atrae inmediatamente la mirada.

Es una caricatura de perfil del adusto padre del psicoanálisis, cuya nariz y cejas se funden con la imagen de una mujer desnuda. “Lo que todo hombre tiene en mente“, dice la irónica inscripción, pero la verdadera pregunta podría ser: ¿Qué diría tu mamá?

Alegría y tristeza, soberbia y humor: así es como el mundo visualiza a Freud, cuyo legado aún es objeto de veneración e injurias al cumplirse el 150 aniversario de su muerte.

Por cada seminario académico sobre sus teorías innovadoras acerca de la neurosis, el narcisismo o el complejo de Edipo, hay un chiste de analistas, una escena de Woody Allen o un lapsus linguae freudiano que viene a la mente.

El poeta inglés W.H. Auden lo pronosticó en 1939, al morir Freud, cuando dijo que éste ya “no es una persona sino todo un clima de opinión“.

“Muy pocas personalidades han ejercido un impacto tan fundamental y significativo sobre la historia cultural contemporánea como Sigmund Freud“, dijo el presidente austríaco Heinz Fischer, un estudioso del derecho que siempre lee “con placer” a Freud y es el supervisor oficial de los actos oficiales por el aniversario.

Se está montando una exhibición especial llamada “El diván” en su apartamento de la Berggasse 19, ahora Museo Sigmund Freud. Los planes incluyen exhibiciones de pinturas realizadas por pacientes psiquiátricos, películas y un simposio internacional sobre psicoanálisis.

Su rostro barbudo y meditabundo aparece en las carátulas de revistas que lo comparan con Copérnico y Darwin, un pensador genial que cambió de manera radical la concepción de la mente.

El doctor Peter Kramer, psiquiatra estadounidense que está escribiendo una biografía de Freud, dice en pocas palabras: “Popularizó la psicología“.

Después de Freud, dice, resulta más fácil hablar de sexo y agresión, y sus ideas provocaron una oleada de interés en la realización personal y sexual en las primeras décadas del siglo XX.

Muchas ideas de Freud han sido modificadas o desechadas, y los mismos psicoanalistas difieren en el cuanto al grado en que se atienen a las enseñanzas del maestro. Pero todos adhieren a los conceptos freudianos fundamentales de que la conducta humana obedece a motivaciones inconscientes y que todos tratan de excluir de la conciencia sus motivaciones subyacentes, dijo Elisabeth Young-Bruehl, psicoanalista en Nueva York.

En concreto, la mano de Freud aparece en conceptos tan difundidos como el de que el apoyo a los hijos es tan necesario como la disciplina, o que las experiencias de la infancia tendrán una fuerte influencia en la edad adulta, dijo el psicólogo James Hamsell, de la Universidad de Michigan.

“La sola idea de hablar con un terdos por (Freud)”, dijo Hansell. Aún hoy, “ayuda a decenas de miles de personas“, añadió.

Consumidor de cocaína convencido de que podría tener las propiedades de una panacea, Freud creía que tal vez la terapia con medicamentos llegarían a reemplazar al psicoanálisis. Pero hoy, una no ha reemplazado al otro; más bien, han conformado una sociedad eficaz.

La depresión responde mejor a la terapia cognitiva-conductista combinada con antidepresivos que a las píldoras solamente, dice el doctor Joseph Coyle, psiquiatra de Harvard.

No es psicoanálisis, pero “creo que (Freud) sentó las bases para que los clínicos desarrollaran intervenciones terapéuticas habladas que son muy eficaces“, dijo Coyle.

Algunas de sus obras más conocidas han inspirado a legiones de comediantes y humoristas: el complejo de Edipo, la envidia del pene, la sexualidad infantil, la etapa anal, la interpretación de los sueños.

“Es un chiste conocido que los conductores de taxi en la Argentina leen a Freud, pero es la verdad“, dice Young-Bruehl.

En el Museo Freud de Viena, donde se exhiben su chapa de “Prof. Dr. Freud“, sus diplomas, sombrero y bastón, la tienda vende camisetas con la inscripción “Analízame“.

¿Ofendería esto a Freud? Probablemente no. Sin duda, tenía sentido del humor, como lo revela su conocida frase, “A veces, un puro no es más que un puro“.

Freud no es santo de la devoción de muchas mujeres, a quienes alguna vez calificó de “continente oscuro“.

“Mi abuelo era un hombre bueno y cariñoso, pero no entendía en absoluto la sexualidad de la mujer“, dijo su nieta Sophie Freud, de 82 años -que emigró a Estados Unidos en 1942 y fue asistente social-, entrevistada por el semanario austríaco Profil.

Su actitud hacia la homosexualidad era ambivalente; aunque algunos estudiosos dicen que la consideraba una perversión, en cierta ocasión sostuvo que “sin duda, no es una ventaja, pero no es nada de qué avergonzarse“.

De familia judía, ateo confeso, Freud nació en lo que entonces era el Imperio Austrohúngaro, hoy República Checa, el 6 de mayo de 1856. Pasó la mayor parte de su vida en Viena, pero huyó de la persecución nazi en 1938 y se radicó en Inglaterra, donde murió de cáncer el 23 de septiembre de 1939.

Su afición por los puros fue su perdición. En lo que fue acaso un ejemplo macabro de su propia teoría de la fijación oral, se dice que fumaba una caja por día, incluso después que un tumor maligno obligó a extirparle la mandíbula.

NOTA: El periodista de ciencias Malcolm Ritter contribuyó a esta historia desde Nueva York.

Museo Sigmund Freud: www.freud-museum.at

jueves, 11 de septiembre de 2014

Primer informe de la OMS acerca de la prevención del suicidio

Los suicidios se cobran un costo alto. Más de 800 000 personas mueren cada año por suicidio, y esta es la segunda causa principal de muerte entre personas de 15 a 29 años de edad. Hay indicios de que, por cada adulto que se suicidó, posiblemente más de otros 20 intentaron suicidarse. Los suicidios son prevenibles. Para que las respuestas nacionales sean eficaces, se necesita una estrategia integral multisectorial de prevención.
El objetivo de este informe es priorizar la prevención del suicidio en la agenda global de salud pública, en las políticas públicas y concientizar acerca del suicidio como una cuestión de salud pública.

¿Cómo se puede prevenir el suicidio?

P: ¿Cómo se puede prevenir el suicidio?
R: No se pueden prevenir todos los suicidios, pero sí la mayoría. Tanto a nivel comunitario como nacional, se pueden tomar varias medidas para reducir el riesgo, entre ellas las siguientes:
reducir el acceso a los medios para suicidarse (pesticidas, medicamentos, armas de fuego, etc.); tratar a las personas con trastornos mentales, y en particular a quienes padecen depresión, alcoholismo o esquizofrenia; seguimiento de los pacientes que han cometido intentos de suicidio; fomentar un tratamiento responsable del tema en los medios de comunicación; formar a los profesionales de la atención primaria de salud. 
A un nivel más personal, es importante saber que sólo un escaso número de suicidios se producen sin aviso. La mayoría de los suicidas dan avisos evidentes de sus intenciones. Por consiguiente, deben tomarse en serio todas las amenazas de autolesión. Además, la mayoría de las personas que intentan suicidarse son ambivalentes y no buscan exclusivamente la muerte.
Muchos suicidios se producen en una fase de mejoría, cuando la persona tiene la energía y la voluntad para convertir sus pensamientos desesperados en una acción destructiva. No obstante, una persona que alguna vez haya tratado de suicidarse no tiene por qué estar necesariamente siempre en riesgo. Los pensamientos suicidas pueden reaparecer, pero no son permanentes y en muchos casos no vuelven a reproducirse.
Se calcula que cada año se cometen 800 000 suicidios. Esto significa una muerte cada 40 segundos. El suicidio se encuentra entre las tres primeras causas mundiales de muerte en personas de 15 a 44 años.
Si desea más información sobre la prevención del suicidio consulte: